Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
Dólar (BNA): $132,00 / $140,00
Dólar Blue: $287,00 / $292,00
Dólar CCL: $286,43 / $288,02
Peso Chileno: $14,81 / $14,82
Bitcoin: USD 23.052,79
Interés General

Perros asilvestrados: “Es un tema que nunca debió ni debe dejar la agenda pública”

Así se expresó el legislador Federico Sciurano, quien mantuvo una extensa charla con FM Fuego.

Es un tema que nunca debió ni debe dejar la agenda pública, porque claramente tiene un impacto negativo en la sociedad. Hay que tener en cuenta que no estamos hablando de la mascota doméstica, sino que estamos hablando de un animal más parecido al lobo, por la mecánica, la forma y la manera que tiene de manejarse con su entorno y desde ese lugar tiene un impacto social y económico enorme, sabemos que no es un tema nuevo; que prácticamente ha aniquilado la producción del actividad ganadera de Tierra del Fuego, que fue una actividad económica primogénita, sobre todo en el Norte de la Provincia y que lamentablemente, por cuestiones espontáneas, que no son naturales terminaron de alguna manera haciendo prácticamente desaparecer una estructura productiva que permite no solamente la capacidad de desarrollar una actividad económica, sino que fundamentalmente genera empleo y es una herramienta que lamentablemente estamos prácticamente entregados y sometidos a asumir que ha cambiado la realidad de una actividad económica genuina que ha tenido una gran historia en Tierra del Fuego”.

Sciurano siguió haciendo referencia a la complejidad del tema: “Esto es un tema muy complejo, no es que alguien va a venir iluminado a resolver un tema que viene a un nivel de degradación que tiene décadas, pero evidentemente hay que conocer las herramientas que son disponibles. En la gestión anterior hubo una ley que fue aprobada por la legislatura del periodo anterior, la cual la llevó adelante una persona que conocemos, Oscar Rubino, que fue legislador en la gestión anterior. Él propuso, de alguna manera, un programa de acción, el cual fue aprobado en una ley y de alguna manera desentona esta necesidad nuestra de trasmitir esta preocupación en los medios de comunicación, porque en el año 2020 comenzamos a consultar en el Gobierno cuál era el avance y cuáles eran los resultados de la puesta en funcionamiento de esta ley, que hemos hecho varios pedidos de informes y que lamentablemente hasta el momento no nos han informado. El no contestarnos no implica solamente en la cuestión formal, sino que ni siquiera han tenido quizás una actitud de respeto de por ahí a través de algún tipo de mecanismo formal o informal hacernos saber algún tipo de información vinculada ante la consulta que nosotros estábamos haciendo”.

“Más allá de lo que tiene que ver con el análisis de un tema muy delicado y muy sensible para todos los fueguinos, -añadió el legislador Sciurano-, hay una cuestión de educación que es la que corresponde y es la misma que tenemos nosotros cuando respondemos. Son mecanismos sociales correctos que hablan de las buenas costumbres y de la obra del bien de asumir una preocupación que tiene un tercero, que además en este caos, un agravante institucional porque es una consulta en el marco de una cuestión normativa y constitucional y que lamentablemente en los últimos tres años no hemos logrado que nos contesten. Entonces esto es un llamado de atención para vislumbrar un tema que es muy complejo y delicado y que la primera sensación que tengo es que no debe haber mucho que se haya llevado adelante. Si bien no tengo el dato científico para corroborar que esto sea así, un poco la sensación que me queda, es que hay que encarar en primera instancia, cuáles son las posibles herramientas que podría cambiar la realidad que hoy estamos viviendo, la primera de ellas es visualizar el problema y tener la voluntad y la vocación de querer aportar para poder modificarlo, teniendo en cuenta que no es un tema nuevo, que hay mucha gente comprometida en esto y no solamente estoy hablando de las personas que se dedican a la actividad agraria, sino que estoy hablando de un grupo de científicos, que a lo largo de estos años, han venido también marcando una impronta significativa en poder aportar dato nulo y alternativas para poder trabajar sobre esto y que bueno, evidentemente si nosotros tenemos las estructuras y las herramientas pero no le prestamos atención, o lo tomamos como un tema secundario, probablemente esto va a ser un tema que va a seguir agravándose. Hoy lo estamos planteando desde un punto de vista económico, pero el día de mañana podemos estar planteando desde un punto de vista de seguridad público porque cualquiera de nosotros podemos estar pasando un día de campo y efectivamente, esto sigue creciendo, lo que nos va a pasar, es que nos vamos a encontrar con una jauría, que claramente tienen una actitud muy violenta, porque es la manera en que ellos administran su entorno y su ambiente. Cualquiera que conozca un poco de cómo socialmente se organiza el perro cimarrón, o lobo, sabemos que hay un liderazgo que se impone a través de la violencia y que es la misma mecánica que después se utiliza cuando aparece una figura foránea, que automáticamente hace que ese grupo de perros, que no se maneja de la misma manera individual. El perro cuando está en jauría es un animal peligroso porque puede causar un daño muy importante, como se vio en la ciudad de Ushuaia años atrás”.

El ex intendente de Ushuaia, especificó bien como hay que encuadrar al perro asilvestrado: “Acá estamos hablando de animales que por eso el hecho de hablar de perros deforma la posibilidad de comprender que estamos hablando de un perro que es más parecido a un lobo, por su estructura social, que se han criado y nacido en un entorno distinto y no han tenido convivencia equilibrada al entorno que nosotros estamos acostumbrados. Ese grupo de perros que se han nacido y desarrollado en un entorno rupestre, salvaje, vienen con criterios que para nosotros es incomprensible, porque tenemos la imagen del perro urbano, socializado, que no necesita pelearse con nadie ni cazar para comer, y que está en un contexto de equilibrio y de contención que no tiene nada que ver con el grupo de animales que para alimentarse tienen que cazar, es decir, atacar y matar a otro animal para poder comer, que siempre en la jauría surge un liderazgo en función de la prepotencia física, el cual come primero, que marca la directriz social, del cual ese grupo social de animales se maneja”.

Federico Sciurano volvió en esta extensa charla, a hacer mención de la ley que está vigente: “La ley, se puso en vigencia en la gestión anterior, marca un fondo económico específico que es un porcentaje de la renta del impuesto inmobiliario que se les cobra a las estancias y que marca una línea de acción que tiene que ver mecanismos, y que en algunos casos se están aplicando. Hoy se está utilizando en algunas estancias de la provincia, perros que justamente tienen una estructura social que permite cuidar un sector determinado y un ganado de un propietario determinado, y eso está trayendo unos resultados, pero acá es fundamental que el Estado tenga una estrategia y una vocación de poder marcar un punto de inflexión que es muy grave, y nosotros quizás no tenemos contacto con la vida rural, pero el día de mañana, en el momento menos pensado, se nos puede cruzar en el contexto de cualquier actividad familiar que estemos haciendo, y eso obliga a que primero hay una ley que se debe cumplir en cuestión básica y que después es una ley que sostiene además, una cuestión muy importante porque tiene un impacto económico muy importante”.

Sciurano reiteró la necesidad de tener una respuesta de gobierno sobre lo que se está haciendo sobre este tema:” Si la Legislatura ha pedido dos veces una cuestión básica que no tiene ningún ánimo de confrontar, que es el ver los resultados de lo que es la aplicación de una ley que está vigente hace años, eso atrae a un conflicto porque no lo logras poder encontrar en la mecánica de respuesta adecuada, eso ya de por sí te marca cuál es el punto de partida que tenemos”. “La Legislatura aprobó por unanimidad dos pedidos de informe con respecto a esto. Ahí vos tenés un poco cuál es la postura que la Legislatura tiene con respecto a saber qué es lo que pasa; no me pongo a hablar en línea de los legisladores, porque sería irrespetuoso que hiciera eso, pero evidentemente la Legislatura cuando aprueba por unanimidad de manera consistente, incluso el segundo pedido de informe que se presentó a principios de este año, hacía mención al pedido que se hizo anteriormente y no se había contestado, entonces el segundo pedido de informe ya traía una carga política, haciéndole saber al Gobierno sobre el pedido del año 2020, razón por la cual la Legislatura tiene evidentemente ahí, una postura política muy clara, teniendo en cuenta además, que estamos hablando de una ley que está vigente hace años y que convengamos que no es la primera vez que está en los medios de comunicación, sino que es un tema que ha estado en agenda en los medios, los mismos han tenido el compromiso y le han prestado atención transmitiendo un mensaje contundente. Acá nadie puede decir ‘ah, no sabía’ por eso me parece que de la manera correcta y que corresponde es muy importante que se asuma que hay un interés arraigado y se va a mantener sea cual sea la actitud tenga en este sentido el Gobierno con respecto a lo que se está solicitando”.

El legislador Federico Sciurano finalizó diciendo: “Acá hay gente que está hace muchos años en esto. La sociedad rural que tiene años en la provincia y que están muy comprometidos con esto. Hay un grupo importante científico del CADIC, que están comprometidos, incluso hoy en día, a pesar de muchas veces no poder encontrar las respuestas que buscan y que incluso agradezco a algunos de estos científicos que también son los que hace un tiempo se comunicaron conmigo, preocupados por la situación que se estaba viviendo con respecto a esta problemática. Hay gente con quien si vos, tenés la vocación de poder mejorar, porque vayamos más allá de la ley, para ser más pragmáticos, hoy hay un grupo de gente a la que vos podés consultar y armar un grupo de acción serio y responsable en función de tu capacidad, pero que esté comprometido con la realidad de las cosas, no en quedar bien con una declaración, sino con poder efectivizar un plan que marque un punto de inflexión en lo que se ha venido viviendo en los últimos años, por supuesto que esto no quiere decir que en dos o tres años vamos a recuperar la actividad ganadera que teníamos, pero por lo menos empezar a trazar ese camino, que nos permita vislumbrar que vamos a recuperar la actividad ganadera en Tierra del Fuego, que ha tenido que mutar en muchos casos al vacuno, porque se puede defender mejor de este tipo de agresiones, pero que todos sabemos que la provincia tiene una condición natural, como lo hacen en Chile y algunos sectores de la Patagonia, de hacer el esfuerzo de trazarnos el objetivo estratégico de poder recuperar con el tiempo porque va a ser un proceso de años, tratar de imponernos y encontrar el resultado de poder darle contención a un tema desbordado en estos momentos”.

FEDERICO SCIURANO:

Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso