Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
Dólar (BNA): $118,00 / $124,00
Dólar Blue: $203,50 / $206,50
Dólar CCL: $210,19 / $211,79
Peso Chileno: $14,32 / $14,36
Bitcoin: USD 29.275,71
Interés General

Cobró 83 mil dólares y el museo lo demandó por entregar dos cuadros en blanco

El artista danés Jens Haaning decidió encarar la obra "Take the money and run" (Toma el dinero y corre). Coherente con el título, cobró el dinero y entregó los cuadros en blanco.

El Museo de Arte Contemporáneo Kunsten formalizó esta semana una demanda al danés Jens Haaning, quien devolvió dos cuadros en blanco como supuestas obras de arte, y cobró 83 mil dólares de parte de ese instituto.

Todo comenzó cuando el artista fue convocado a participar de la muestra Work It Out, que abrió el 21 de septiembre en el museo, con obras en torno a la temática del futuro del trabajo y el dinero.

Se lo convocó a Haaning por sus obras críticas sobre la plata y el poder, y se le propuso recrear dos de sus piezas preexistentes: An Average Danish Annual Income (2010), un cuadro lleno de billetes, 328.000 coronas -la moneda de Dinamarca- y An Average Austrian Income (2007) otro similar, en el que se disponían dentro del marco 25.000 euros, que reflejaban el salario medio anual de Dinamarca y de Austria.

Para realizar esta tarea, el museo le dio 83.000 dólares, pero el artista sorprendió al "crear" la obra "Take the Money and Run (Toma la plata y corre)", una obra compuesta por... dos cuadros vacíos.

“La obra de arte es que tomé su dinero. No es un robo. Es un incumplimiento de contrato y el incumplimiento de contrato es parte del trabajo”, justificó el artista.

Según explicó, con esta obra no se alejó de la consigna de la exposición, sino que lo llevó "a a un terreno personal, al denunciar las condiciones de trabajo de los artistas en el mercado del arte, e incentivar a que los colegas también lo hagan".

“Invito a otras personas con condiciones de trabajo tan miserables como las mías a que hagan lo mismo. Si tienen un trabajo de mierda, no les dan dinero y les piden que usen el suyo para trabajar, que lo agarren de la caja y se larguen”, afirmó, además de aclarar que recrear sus trabajos anteriores le habría costado dinero de su propio bolsillo.

De esta forma, Haaning pretendía protestar contra las condiciones de trabajo, pero el museo, que finalmente incluyó los lienzos en la exhibición, consideró que había violado el acuerdo y le dio de plazo hasta el último día de la muestra para devolver el dinero.

“Quiero reconocerle a Jens el derecho absoluto de que se ha creado una obra, que tiene relación con la exposición en marcha. Pero ese no es el acuerdo que teníamos. Jens no debería tener el dinero, porque no es parte del acuerdo”, explicó a la televisión pública danesa Lasse Andersson, director de la institución.

El museo le dio al artista el plazo que duraba la exposición para que devolviera el dinero, pero como ese día llegó -la muestra terminó el 14 de enero- y el artista no lo hizo, realizaron la denuncia: “Damos este paso porque tenemos una responsabilidad con los fondos privados que apoyan económicamente la muestra y con los visitantes”, concluyó Andersson.

Cuadros polémicos

Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso