El vencimiento de los Certificados Únicos de Discapacidad se prorroga por un año

Ante la continuidad de la emergencia sanitaria por la pandemia de Covid-19, la Secretaría de Atención a Personas con Discapacidad de la Provincia informó que la Agencia Nacional de Discapacidad prorrogó el vencimiento de los Certificados Únicos de Discapacidad por el término de un año. Al respecto, Fm Fuego conversó con Omar de Luca, secretario de Atención a Personas con Discapacidad.

Señaló que “se habían prorrogado desde el año pasado, por la pandemia, para evitar que las personas concurran a los Centros de Salud y demás. En razón de ello, este año se va a prorrogar por un año más”.

Lo cual significa que “el certificado que se vencía en el 2020 o en el 2021, se prorroga por un año más, es decir, las personas no tienen que hacer la renovación correspondiente porque está automáticamente renovado, con la cobertura como corresponde”.

Respecto de las personas que aún no tienen el Certificado de Discapacidad informó “se continúa realizando, quienes no lo tienen deben tramitarlo en el Hospital de Río Grande o en las oficinas, de forma normal”.

De Luca comentó que “cuando comenzamos a trabajar había una demora de un mes en Ushuaia y en Río Grande más de 90 certificados en lista de espera. En este momento, hemos podido regularizar la situación, desde marzo del año pasado hasta ahora, prácticamente no hay demoras” y estimó “si se presentan los papeles correspondientes en tiempo y forma se da un turno a una semana o unos días más. Ya no hay demoras significativas, todo está funcionando bien”.

En tal sentido, mencionó que “se puede presentar algún inconveniente y demoras en el caso de que se requiera algún estudio médico, debido a la ocupación de las clínicas y hospitales por la pandemia”.

Consultado sobre la cantidad de solicitudes en la provincia comentó que “el año pasado se hicieron aproximadamente 300 certificaciones. En la isla tenemos 4.000 certificados de discapacidad cuando debería haber el doble” y atribuyó el faltante a que “muchas veces hay personas con discapacidad que se rehúsan a tener un certificado porque se sienten estigmatizados” y del mismo modo “hay personas que no lo quieren hacer, que no cuentan con el asesoramiento o que no acceden a los servicios de salud”.

Aseguró que “el trámite es ágil. Lo que se necesita es tener los estudios correspondientes para poder evaluar una discapacidad. Cada patología conlleva diferentes estudios y por lo tanto hay que hacer distintas presentaciones” y señaló “es un certificado nacional que se otorga en el momento”.

Gracias por compartir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *