El 28 de octubre inicia el juicio contra el hombre imputado por abusar de la hija de su ex pareja

Fm Fuego dialogó con Ivana, quién es mamá de una adolescente que el año pasado denunció una situación que vivió en su domicilio, en la cual quien era pareja de su madre abusó de ella en reiteradas oportunidades. El juicio comenzará la próxima semana.

Los hechos ocurrieron entre 2016 y 2019 por lo cual la niña se mudó a la casa de su padre. Una vez fuera del ámbito donde se dieron los episodios pudo contar la situación vivida y puso en conocimiento a su familia de lo ocurrido.

Por este caso está imputado Marcos Francisco Saldivia, quien actualmente se encuentra con prisión domiciliaria, en razón de haber intentado entrar a la vivienda de la victima a principios de año. El proceso oral se realizará el 28 de octubre a puertas cerradas en el Tribunal de Juicio Oral de Río Grande por “abuso sexual simple en concurso real con abuso sexual agravado por acceso carnal”.

Ivana expresó que “nos informaron que la semana que viene sería el juicio, estamos con muchas expectativas que esto se termine de una vez, que se logre lo que más se pueda para que pague y esté preso onde corresponde, como siempre pedimos; ya que esta con prisión domiciliaria desde el mes de marzo”.

Aseguró que “la denuncia se radicó en 2019 después de reiterados hechos que sufrió mi hija desde 2016 en varias oportunidades” y contó que en enero de este año el sujeto intentó ingresar a su domicilio “no había prohibición de acercamiento, no se habían tomado medidas con respecto al cuidado de mi hija, ocasionó daños y ahí decidieron detenerlo, fue muy triste enterarnos en ese momento que no había ninguna medida de cuidado para nosotras”.

Asimismo, expresó que durante todo este tiempo tampoco se les ha brindado ningún grado de contención o ayuda en cuanto a lo psicológico “mi hija no la ha pasado bien, ha tenido intentos de suicidio, en abril el juez se ofreció a darle apoyo y fuimos a una sola entrevista en el hospital donde quedaron en comunicarse con nosotras y no nos llamaron más”. Finalmente, luego de solicitar ayuda y apoyo en diversos lugares, encontraron apoyo en la Defensoría Municipal “hace 15 días está trabajando con ella una psicóloga”.

Respecto de la salud de su hija, Ivana dijo que “creo que esto tendría que haber tenido otros cuidados, apoyo y contención desde el principio, la noto fuerte en esta situación de que hay que afrontar el juicio, pero me da miedo que no lo pueda superar” y consideró que “el juicio, la pena y que pague lo que hizo da cierta tranquilidad pero pienso y espero que ella lo pueda superar, más allá de que él este preso”.

Acerca del delito mencionó que “fueron varios hechos reiterados, en distintos lugares y situaciones, él esperaba los momentos y la amenazaba con que conocía a su padre y que me iba a hacer cosas a mí. Ella aguantó un montón de años, un montón de cosas y presiones” se lamentó.

En relación con la Asociación Pañuelos Amarillos de la que es parte, consideró que “es terrible las cosas que pasan, estamos con otras mamás en la misma situación y hay peores; hay hechos que hace muchos años que no tienen una respuesta y están esperando que se haga justicia”.

Gracias por compartir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *