Condenaron a 14 años de cárcel a Jonathan Fabbro por el delito de abuso sexual

El ex futbolista Jonathan Fabbro fue condenado a 14 años de prisión por cinco hechos de abuso sexual con acceso carnal y gravemente ultrajante a su sobrina y ahijada ocurridos cuando la menor de edad tenía entre 5 y 11 años.

Una de las pruebas fundamentales en las que se basó la condena fueron los chats aportados como señal del abuso. Chats que el abogado del futbolista había minimizado diciendo que «son los que tiene cualquier sobrina con cualquier tío».

Sin embargo, la charla vía Whatsapp entre la menor de 11 años y Fabbro presentada por la querella y revelados urante el juicio  no se parecen  a los  que ningún tío en su sano juicio tendría con su sobrina:»Mandá fotos», le decía Fabbro a la niña durante su estadía en México, en los últimos días de su contrato con los Jaguares de Chiapas. «No da», respondía ella: «Pedile esas cosas a tu novia».

«A mi novio tampoco le mando fotos así», dijo luego.

Fabbro insistente, comenzó con aniñados emoticones, caras tristes, de llanto, caras de ansiedad. «¿Tenés jeans? A verlooo», decía el jugador. «No, pollera», respondió ella enviándole una foto a su padrino.

Fue el hermano de la niña el que descubrió que el chat no era con un noviecito de la escuela sino con Fabbro y así comenzó a desentrañarse la historia de los abusos que la menor sufría desde los 5 años.

Toqueteos, eyaculaciones en la boca y sexo oral, episodios en el auto de Fabbro, en la casa de su abuela fue todo lo que la familia fue descubriendo a medida que la nena se soltaba.

En una testimonial su mamá contó brutalmente que su hija reveló: «Yo me dejé, le dije a todo que sí, cuando me besa, como si fuera mi novio, porque tenía miedo a que me hagan algo pasaron esas cosas. La última vez me tocó las tetas y le dije que no se pase. Me daba semen y lo escupía, me daba besos y me tocaba la vagina».

«Viste, mamá, ¿que los hombres tiran eso? Me lo tiraba en la boca y no me gustaba», dijo la menor según la madre en una nueva declaración.

Fabbro fue condenado este jueves a 14 años de prisión. El fallo fue leído sin la presencia del ex jugador argentino-paraguayo de 37 años en la sala de audiencias.

“Se hizo justicia, pero no hay alegría, hay tranquilidad. Fabro mintió siempre”, dijo Jéssica, la mamá de la víctima.

Durante los alegatos, la Fiscalía había pedido 12 años de cárcel y la querella reclamó una condena a 24 años de prisión.

Fabbro fue detenido el 20 de diciembre de 2017 en el estado mexicano de Puebla, en tanto en mayo de 2018 fue extraditado a la Argentina.

En agosto del año pasado, la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional confirmó el rechazo a su excarcelación por considerar que existía peligro de fuga y elusión de la Justicia.

Cabe destacar que Fabro no estuvo presente en la sala de audiencias cuando se leyó el veredicto. Está preso en el penal de Marcos Paz desde mayo del año pasado, cuando llegó extraditado desde México, donde había sido capturado por Interpol a fines de 2017. La familia de la víctima, representada por el abogado Gastón Marano, había solicitado una pena de 24 años de cárcel. En tanto, en su alegato, el fiscal Gustavo Gerlero había pedido que Fabbro fuera condenado a la pena de 12 años de prisión.

Gracias por compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.