Comienza hoy el juicio oral contra el empresario de Ushuaia acusado de abusar de dos menores

El Tribunal Oral en lo Criminal de Ushuaia comenzará a juzgar desde hoy al empresario local Héctor Darío “El gringo” Weiss, de 47 años, por el presunto abuso sexual de dos menores de 8 y 14 años de edad, en un caso que alcanzó relevancia nacional por la solicitud realizada por un fiscal para omitir el debate y aplicarle al acusado una pena mínima.

Weiss, dueño de una concesionaria de autos y de una distribuidora de bebidas, fue procesado en primera instancia por la jueza de instrucción María Cristina Barrionuevo, quien el año pasado dio por demostrado (de forma preliminar) que el sujeto sedujo y mantuvo una relación sentimental durante seis meses con la menor de 14 años, a quien manoseó en reiteradas ocasiones y con la que finalmente tuvo relaciones sexuales hasta que la chica pudo dar cuenta de lo que estaba ocurriendo y su madre realizó la denuncia penal.

A su vez, la investigación sumó evidencias para procesar al mismo empresario, propietario de la agencia Citroen en Ushuaia (de nombre Grenoble) y de la distribuidora Quilmes, por los “reiterados tocamientos” que le habría proferido a una niña cuando tenía 8 años, y hasta que cumplió 11 o 12 años, en un hecho que salió a la luz cuando la menor, ya con 13 años de edad, logró contar lo que le había ocurrido a una profesora del colegio que tomó intervención en el caso y posibilitó que los padres radicaran la denuncia.

Según describió Barrionuevo, el empresario “se aprovechó de la inmadurez emocional” de la adolescente de 14 años y “aunque parezca irreal en los tiempos que corren”, usaba la excusa de invitarla con caramelos para que concurriera a su oficina comercial, aprovechándose también de la relación de amistad que tenían ambas familias.

Aunque la conocía de mucho antes, el intercambio de mensajes de texto y las maniobras para seducir a la chica habrían comenzado en octubre de 2016, cuando el hombre, 33 años mayor que ella, comenzó a “tocarla en sus partes íntimas” en circunstancias en que la menor concurría con su padrastro a una chacra del empresario.
Weiss “delineó su accionar con la finalidad última de mantener relaciones con una niña de sólo 14 años de edad, cuya inexperiencia sexual quedó acreditada”, aseveró la jueza en su pronunciamiento.
En tanto, la otra chica también declaró en la causa y brindó un “pormenorizado relato del tiempo, modo y lugar en que se habrían producido los tocamientos”, muchos de ellos cuando también concurría a la chacra de Weiss.
De acuerdo a lo que demostró la Justicia, el sujeto le tocaba “la cola y los pechos cuando iban a darle de comer a los animales, y la besó en la boca en una oportunidad”.
“El poder de persuasión y de manipulación ejercido por Weiss iba estrechamente relacionado con vínculo que tenía con el padre de la chica, y con una situación legal que la menor sobredimensionó, lo que le provocó miedo y temor”, escribió Barrionuevo.

A puertas cerradas

El juicio oral que comenzará a las 9 en el edificio de Tribunales de Monte Gallinero se realizará a puertas cerradas debido a la condición de menores de edad de las víctimas y del tipo de delitos investigados.

En principio se espera la lectura del requerimiento fiscal de elevación a juicio por parte del fiscal Eduardo Urquiza, quien asumió esa función tras el desplazamiento del fiscal Nicolás Arias luego del escándalo que desencadenó su solicitud de “omisión de debate” .

Junto a Urquiza estará en la audiencia (según el mismo lo anunció) el jefe de Fiscales Oscar Fappiano –quien tomó la decisión de apartar a Arias- y también se prevé que haya representantes de la Secretaría de la Mujer del Municipio para que oficien de veedores a pedido del Ministerio Público.

Después de la acusación se le brindará a Weiss la oportunidad de brindar declaración indagatoria (puede negarse sin que ello genere presunción en su contra). Al parecer el empresario será defendido por el jefe de defensores públicos, Gustavo Ariznabarreta, algo inusual tratándose de una persona de muchos recursos económicos.

Si la audiencia se desarrolla dentro de los tiempos previstos, hoy también comenzará la ronda de testimonios con la declaración de los padres de ambas víctimas, y no se descarta que los jueces autoricen la reproducción de los videos con la declaración de las víctimas prestadas en la etapa de instrucción, informaron fuentes vinculadas al caso.

El juicio tendrá, además, dos abogados querellantes que representarán a los familiares de cada una de las víctimas: la ex fiscal Karina Echazú y el abogado Vladimir Espeche.

Por su parte para la jornada de mañana está previsto que testifiquen otras siete personas si es que las partes no se ponen de acuerdo en el desestimiento de alguna de ellas.

Fuente: El Diario del Fin del Mundo

Gracias por compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *