El fin de semana se registró un nuevo caso de estafas telefónicas

Una nueva estafa telefónica fue denunciada en las últimas horas, está vez ocurrió en el sector de Chacra II, ya que el damnificado radicó la denuncia ante la Comisaría Tercera de ésta ciudad, indicando que fue estafado en la suma de 5 mil pesos y que fue mediante un llamado telefónico avisando de una supuesta emergencia que tenía su sobrino.
Sin trascender la identidad del denunciante, desde la Policía se informó que la persona estafada tiene 56 años de edad, quien dijo haber recibido el llamado de una persona, que se hizo pasar por su sobrino, quien le comentó que su automóvil se había averiado y que necesitaba dinero para poder contratar una grúa.

El supuesto sobrino le pidió que le haga una transferencia de dinero y ante el hecho que parecía ser urgente, el hombre en forma inmediata hizo el correspondiente depósito de 5 mil pesos. Luego de haber hecho la operación bancaria, se puso en contacto con su sobrino, quien le explicó que no le había ocurrido nada y que había sido engañado.

Autoridades de la Comisaría Tercera recibieron la denuncia del damnificado, de manera de dejar constancia del hecho ilícito, pero con pocas probabilidades de poder dar con el autor de la maniobra. A partir de este nuevo caso se decidió reiterar el consejo a los vecinos de prestar atención en ciertos llamados en que se les solicita dinero, ya que pueden estar ante una posible estafa.

De acuerdo a datos oficiales que fueron difundidos por la Policía, entre enero y agosto de este años se registraron 25 denuncias por estafas telefónicas, 13 de las cuáles se efectuaron en Ushuaia y 12 en Rio Grande. Fue cuando se difundieron esas estadísticas que se brindaron las recomendaciones a tener en cuenta para no ser víctimas de estos delitos.

Saber cómo actuar ante un llamado telefónico por “supuestos accidentes de familiares” o “premios ganados” es una manera de evitar un daño: Accidente de Familiar Una de las modalidades utilizadas, tiene que ver con recibir un llamado telefónico en dónde le informan “que un familiar suyo sufrió un accidente”. Si esto le ocurre trate de manejar la angustia y la confusión que esta noticia le pudiera provocar. Serénese. No responda a ningún tipo de pregunta ni brinde información suya, de su familia, horarios, domicilio, etcétera. Posteriormente haga usted estos interrogantes: apellido y nombre de quien llama, institución a la que pertenece, número del teléfono del que se comunica (en caso de recibir la llamada a través de línea fija) y lugar del accidente.

Las personas que llaman invocan pertenecer a organismos policiales u hospitalarios: cerciórese llamando al Organismo policial o de salud. Y recuerde que el robo de celulares implica que los delincuentes utilizan todos los contactos para llamar y extorsionar. Por eso el extravío o robo del celular es importante comunicarlo a familiares y amigos para no ser víctima de embaucadores.

No acepte llamados que se realizan desde los Institutos Penitenciarios. Premios ganados Otra modalidad consiste en recibir una llamada en la que te informan que te has hecho acreedor de un premio de importancia (dinero en efectivo, electrodomésticos, un viaje, vehículos etc.). Ante esta situación no responda al pedido de dar sus datos personales tales como apellido, domicilio, documento, número de tarjeta de crédito o de caja de ahorro.

En muchos de los casos quien llama, puede hacer mención a canales de televisión o empresas que cuentan con reconocimiento, brindando gran cantidad de datos falsos en la búsqueda de que quien recibe la llamada no desconfíe, para luego solicitarle el depósito bancario o a través de Rapipago o empresas similares, por conceptos varios, argumentando que el dinero será reembolsado al momento del cobro del premio, el cual nunca llega.

Fuente: EDFM

Gracias por compartir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *