“Las familias fueguinas deben conocer las condiciones que acompañan el riesgo de propagación de incendio”

Fm Fuego se comunicó con el director provincial de Manejo del Fuego, Carlos Pereslindo para conversar acerca del alerta que se generó por las altas probabilidades de incendio en la provincia de Tierra del Fuego.

Inicialmente, comentó que “el 24 de enero se desató el incendio en el Bolsón y se pudo determinar que fue a consecuencia de un fuego que no se apagó correctamente y se comenzó a propagar”.

Aseguró “decidimos comunicar la situación de alerta a la comunidad de la provincia porque consideramos que la baja en la cantidad de superficie quemada durante las últimas temporadas, es factor de la incorporación que ha tenido la sociedad en cuanto a las medidas que se implementaron a partir de las temporadas de incendios de magnitud que tuvimos por 2008 y 2012”.

Se refirió a las altas temperaturas y afirmó “estas características extraordinarias predisponen la propagación del fuego. Tanto en ambientes rurales, donde el material vegetal combustible disponible está en valores máximos históricos, y también en zonas de riesgo de interface urbano forestal, donde las viviendas están mezcladas con la vegetación”.

“En esta etapa, tenemos un marcado ascenso de la temperatura y una baja en la humedad del ambiente, acompañado de jornadas con viento muy fuerte y gran cantidad de días sin precipitaciones, a eso nos referimos al decir que los valores en combustible vegetal están en su máximo histórico” explicó.

“Las condiciones meteorológicas predisponen para que, si un fogón quedó mal apagado, seguramente se va a propagar por las raíces y nos vamos a enterar cuando la columna de humo es visible. Si la accesibilidad nos permite llegar, seguramente podamos controlarlo inmediatamente, pero las condiciones del tiempo de llegada y las condiciones meteorológicas extraordinarias pueden llegar a dificultar mucho el trabajo de los brigadistas y resentir mucho la capacidad de control efectiva que podemos llegar a tener” advirtió.

Señaló que “esta temporada fue muy atípica por el contexto de pandemia, lo que trajo aparejado que las personas busquen el esparcimiento en los ambientes abiertos con naturaleza. Las familias fueguinas deben conocer las condiciones que acompañan el riesgo de propagación de incendio”.

Manifestó “los días van a estar ideales para disfrutarlos, pero desde el punto de vista de la Brigada son los momentos en que más alerta debemos estar porque seguramente vamos a asistir a más de un incendio”.

En tal sentido comentó “dentro de la capacidad de control que tenemos, si los incendios se dan de manera simultanea esa capacidad efectiva de control se ve muy resentida, por eso apelamos al aporte que puede brindar la sociedad”.

La semana pasada se han estado produciendo focos de incendios en los ambientes rurales y afortunadamente fueron controlados, al respecto señaló “son lugares muy alejados donde, por las características de secado del material combustible vegetal, está predispuesto a que cualquier fuente de ignición propague. Por ejemplo, una braza de cigarrillo al reflejo de algún vidrio”.

“No se ha bajado los brazos en el trabajo de concientización. La gente también debe involucrarse y formar parte del trabajo, es fundamental. Deben informarse respecto al indice de peligro de incendio y hacer fuego solo en lugares habilitados” concluyó.

Gracias por compartir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *